Pokemon Go

pokemon.png

Cuando salió el Pokemon Go todo el mundo estaba como loco, veías a la gente por la calle cazando Pokemons, en las Pokeparadas… El juego no dejó indiferente a nadie, a quien le gustaba no paraba de adularlo, a quien no lo criticaba con dureza.

Para tener una visión general de lo que voy a hablar hay que conocer un poco la dinámica del juego. Tú vas con tu móvil y el juego abierto por la calle y van apareciendo Pokemons, que puedes cazar con Pokeballs; Pokeparadas, donde puedes coger bolas, huevos para que nazcan Pokemons, medicinas y todo lo necesario para el juego; gimnasio, donde entrenar tus Pokemos y luchar contra otros jugadores…

Por curiosidad me puse a jugar y, la verdad, es que me decepcionó un poco porque con mi móvil no puedo ver los Pokemons con la cámara, que era lo único gracioso que le veía; y porque estaría guay enfrentarte a la gente por la calle o cazar los Pokemons en combate. Pero aún así me parece una forma de pasear entretenida, la verdad.

Los primeros días comenzaron a salir noticias sobre accidentes que había tenido gente jugando: atropellos, accidentes de coche, uno se cayó por un puente intentando acercarse a un Pokemon para cazarlo… Y es que por mucho que nos guste el juego no podemos dejar de tener los cinco sentidos alerta y un poco de sentido común. A partir de ese momento las críticas se hicieron más duras todavía.

Pero realmente Pokemon Go ha conseguido algo que no han conseguido otros juegos: que la gente salga a la calle a andar, a patear, a hacer ejercicio (aunque sea suave), a socializarse… ¡Hacía años que no veía tantos niños por la calle! Los ves cantando canciones de Pokemon Go que se inventan, hacen piña para cazar Pokemons, hacen amigos. Y eso es muy sano, de hecho es lo más sano que pueden hacer a ciertas edades.

¿Qué no es un juego educativo? No. ¿Qué a lo mejor no es el mejor juego al que nos gustaría que jugasen? Tampoco. Pero si consigue que salgan al parque, a tomar el aire, a andar, a conocerse… ¿quién dice que mañana no serán un grupete de amigos? ¿o que encontrarán afinidades con otras personas? ¿o que verán a alguien jugando a otra cosa o haciendo algún deporte y se apuntarán?

Lo peor que puede hacer la juventud es quedarse en casa, así que por mí que jueguen a Pokemon Go todo lo que quieran.

Baby Pelones

“La quimio, jugando, se pasa volando”

Bajo este lema la fundación Juegaterapia ayuda a los niños que padecen cáncer a superar su tratamiento jugando, alegrándoles la vida.

Hoy he recibido mi primer Baby Pelón y no se me ocurre mejor forma de inaugurar la nueva temporada del blog.

12227571_10153774042142220_2547388099126409986_n

¿Qué son los Baby Pelones?

Los Baby Pelones son preciosos muñecos inspirados en todos aquellos niños que padecen cáncer.

Cada muñeco tiene un pañuelo diferente, diseñado exclusivamente para él, y todos ellos huelen a vainilla. El mío, en concreto, diría que huele a chupachups de nata y fresa.

El objetivo es normalizar el cambio físico que se padece con la enfermedad entre los más pequeños, de forma que no les extrañe ver a otros niños sin pelo.

¿A qué se destina el dinero que se gana con la venta de estos muñecos? Seguir leyendo

Educación y enseñanza

Esta mañana leía una noticia que hablaba sobre la calidad de los maestros de nuestro país. En las últimas oposiciones sólo el 14% aprobaron una prueba de nivel para niños de 12 años… Las cifras son escandalosas. Esto es muy preocupante, muchísimo. No sólo porque no sepan ciertas cosas que deberían saber, que además en un futuro tienen que enseñar, sino porque se supone que cuando te presentas a un examen vas preparado para aprobar no para hacer el ridículo. Siento utilizar esta expresión, pero una persona que, supuestamente, está preparada para enseñar a otras personas debería sacar sobresaliente en el nivel que ha de impartir, eso para empezar (y para acabar).

Yo llevo 9 años dando clases particualares esporádicamente, he dado niveles de ESO hasta un nivel de selectivo y cada año noto más esa falta de base en mis alumnos.

Cuando empiezo las clases siempre digo que lo mío es una ayuda, Seguir leyendo

Noticia de la semana: una concejala se masturba

Enciendo la televisión el viernes por la mañana, como cada día a las 8 mientras desayuno, y la primera noticia que veo es que una concejala no sabe si renunciar o no a su puesto por masturbarse. Imagínaos la cara de gilipollas que se me queda.

“¡El presidente del gobierno se hace pajas!” puede ser el próximo titular en un país en el que las noticias, en breves, se convertirán en el Sálvame, gracias, por supuesto, a los que se encargan de amargar la vida a los demás, porque no deben de tener la suya propia. Yo creo que si no se le hubiera dado importancia al vídeo, que no la tiene, y no se hubiera presionado a esta mujer a cuestionarse si abandonar o no su puesto, no sería noticia y no tendría que pasar por más bochorno del que debe haber pasado. Seguir leyendo

“Una historia menos” returns

Captura

Nuestro blog “una historia menos” regresa con la segunda temporada de la vida de Emi.

En la primera temporada la vida de Emi se podía resumir en: una hipoteca, sexo cero, un mejor amigo desentendido y una mejor amiga medio chiflada. Además, la tienda donde trabajaba iba a cerrar a causa de la crisis y empezó a innovar, con el permiso de la dueña, para mantener el negocio a flote.

Durante el tiempo que estuvo soltera conoció a muchos chicos, tuvo que vender su coche y pasó por las situaciones más estramboticas, como un novio Okupa de su propio piso, una mascletá montada encima de su coche, un pajarito que la despertaba cada mañana, una visita de los bomberos…

Y ahora Emi a rehecho su vida, pero sigue en su línea de “todo me pasa a mí”. Volvemos cargaditos de aventuras con Emi, la Roci y Luis.

http://unahistoriamenos.wordpress.com/

Suscríbete al blog con el enlace RSS del final de la página o a mi página de facebook y serás notificado de todos nuestros avances.